Páginas vistas en total

viernes, 10 de agosto de 2012

*Parches en forma de corazón*


Parches_en_forma_de_corazón_para_tu_ropa_7.jpg
Siempre nos pasa cuando revisamos nuestro armario que encontramos prendas viejas que ya no usamos porque se han roto en algún lugar, pero que al mismo tiempo nos da pena tirar porque le tomamos afecto. Hoy os traigo una idea simple y brillante para desempolvar y recuperar esa ropa dejándola lista para usar nuevamente con un agregado a la moda: parches con forma de corazón.
Además, no sólo debe estar rota o gastada la superficie sobre la que coloques el parche, dado que los parches de adorno son un viejo estilo que ha sido renovado en el último tiempo en diversas formas y colores, sobrepasando los simples parches de cuero marrones. 
Materiales:
  • Tela de diferentes colores (puede ser cualquier tipo, recomiendo telas gruesas).
  • Hilos de colores y diferentes grosores
  • Aguja
  • Tijera
  • Lápiz o marcador
  • Una prenda a recuperar o renovar
Paso a paso:
Con las telas de colores haremos los parches para colocar en la ropa. Para ello, precisamos medir la superficie que queremos cubrir y dibujar un círculo sobre la tela que ocupe ese espacio.
A continuación alrededor de ese círculo dibujamos nuestro corazón; no es necesario que quede perfecto, dado que hay muchos tipos de corazones. Puedes guiarte marcando la mitad del circulo para que quede simétrico.
Parches_en_forma_de_corazón_para_tu_ropa_2.jpgParches_en_forma_de_corazón_para_tu_ropa_3.JPG
Una vez marcada la tela, cortamos por el contorno nuestro corazón. Agarramos la aguja y el hilo (del mismo color que la tela o lo más parecido posible) o una maquina de coser y le hacemos un reborde para que no se deshilache. De este modo, hacemos todos los parches que queramos colocar. Quedan muy lindos con botones y telas de diferentes colores: ello queda a tu gusto.
Parches_en_forma_de_corazón_para_tu_ropa_4.jpgParches_en_forma_de_corazón_para_tu_ropa_5.jpg
Cuando tengamos listos nuestros parches, los colocamos sobre el lugar que queremos parchear de nuestra prenda para proceder a coserlos a ella. Podemos jugar utilizando hilos de colores diferentes a la prenda y al parche para que esta costura se vea o utilizar el mismo si no queremos que eso suceda.
Cosemos el corazón a nuestra ropa y.. ¡Ya está lista para usar con un toque chic y renovado!

miércoles, 8 de agosto de 2012

Suitcase table - Como hacer una mesa con una maleta

Me encanta darle una segunda oportunidad a las cosas, y más cuando se trata de objetos que cuentan una parte de nuestra vida (o la de otros), recipientes de ilusiones, huidas, esperanzas y sueños, como son las maletas. Ya sean abandonadas en la calle, compradas en tiendas de segunda mano o encontradas en el trastero familiar, todas y cada una de ellas se merecen un hueco a la vista en nuestro hogar.


¿Comenzamos?


Materiales:
  • Maleta (valija) con tapa y bordes duros
  • Cuatro patas de la mesa (puedes conseguirlas en cualquier lugar que venda elementos para refaccionar muebles o una mueblería)
  • Tornillos autoperforantes
  • Tabla de aglomerado
  • Destornillador
Paso a paso:
Lo primero que debemos hacer es conseguir una tabla de aglomerado o fibrofacil del tamaño del interior de nuestra maleta. Ello puedes conseguirlo en cualquier maderería y es realmente muy barato y lo cortan ahí mismo. Si nuestra valija tiene los bordes redondeados entonces debemos pedir que lo hagan también para que pueda encajar perfectamente.
Haz_una_mesa_con_tus_viejas_maletas_2_0.jpgHaz_una_mesa_con_tus_viejas_maletas_3_0.jpg
Una vez que hemos conseguido nuestra base, colocamos la pieza recortada en el interior de nuestro bolso y procedemos a perforar la maleta con la madera dentro desde la parte inferior para sujetarla. Esto hará que no se mueva ni se desplace cada vez que pongamos boca abajo nuestra valija. Ello lo hacemos con los tornillos autoperforantes uno por cada lado.
Debemos tener en cuenta que estos tornillos deben ser largos como para atravesar la valija y la madera. Estos mismos tornillos debemos usar para fijar las bases de enganche de nuestras patas. Necesitamos 4 soportes que colocaremos en cada esquina. 
Haz_una_mesa_con_tus_viejas_maletas_4.JPG
Si no conseguimos estas patas con los soportes, entonces puedes reciclar, además, un viejo banco. Lo único que debes tener presente es que tienes que fijar la maleta al banco de modo que quede firme; para ello te recomiendo que utilices un taladro.
A continuación, decórala a tu gusto, pintando las patas de diferente color o en combinación.
Si tu maleta está muy estropeada también puedes agregarle color, colocarle etiquetas o colgantes. 
Haz_una_mesa_con_tus_viejas_maletas_5.JPGHaz_una_mesa_con_tus_viejas_maletas_6.jpg

Aprendiendo a Vivir...


Cuando empecé este blog, partí de la idea de compartir mis aficiones, pero en los últimos meses, mi vida a dado un giro de 180º : me he divorciado, me he mudado con mi querida amiga Audrey Iseul de Beautiful Randomness , he cambiado de hábitos y en definitiva, vivo una etapa en la que (aún a riesgo de sonar a tópico) estoy conociéndome y ante todo, lucho por valorar quien soy, aceptar mis defectos, y aprender a convivir con ellos, sintiendo respeto por todas y cada una de las partes que me hacen ser yo misma.

Y siento que Las Locuras de Paprika es un espacio en el que debería reflejarse estos cambios...

Por eso veréis que a partir de ahora no sólo me dedicaré a compartir DIY, si no que cada nueva entrada será una claraboya a mi vórtice de entropía. 

Os invito a que os asoméis, 
dejéis vuestra marca en este pequeño e inmenso mundo,
 el mundo de 
Las Locuras de Paprika

Es tiempo de soñar...
como hace el nuevo integrante de mi familia: Diesel.